Día Mundial del Cáncer Pulmonar, ¿Cuáles son los riesgos y cómo prevenirlos?

  • Es el segundo tipo de cáncer más frecuente en las personas, con alta tasa de mortalidad en el mundo, siendo el tabaquismo uno de los principales factores de riesgo para provocar esta afección.

Iquique, 19 de noviembre 2019.- Este 17 de noviembre se celebró el Día Mundial del Cáncer de Pulmón, fecha que busca concientizar e informar a miles de personas en el planeta, sobre los factores de riesgo y la importancia en la prevención de esta mortal enfermedad que cada vez está siendo más frecuente en la población.

Los números indican que el cáncer pulmonar registra 1,4 millones de defunciones al año, y según especialistas, todas las personas que padecen cualquier tipo de este cáncer, cuentan con una tasa de supervivencia a 5 años, del 19%.

Raúl Escobar, médico broncopulmonar de Clínica Tarapacá, se refirió al principal detonante de la enfermedad, señalando la importancia del autocuidado y la prevención. “El cáncer broncogénico, más conocido como cáncer pulmonar, se origina principalmente por el consumo de cigarro, por lo tanto se puede hacer prevención. Lo ideal es que la persona no fume, sin embargo hay otras formas, como evitar la exposición al humo, evitar que se fume dentro de la casa y evitar los círculos de fumadores como fumador pasivo”.

En cuanto a las medidas de cuidado médico, el profesional detalló que es importante realizar exámenes de manera periódica y concurrir a un especialista en caso de tener síntomas que alerten como: tos persistente, tos con sangrado o enflaquecimiento y dolor de pecho.

“Es importante la detección temprana de la enfermedad. Hay personas que se les encuentra un tumor muy pequeño y deciden no hacer nada, pero es importante que sepan que el tratamiento, en esa etapa, es muy positivo y se puede eliminar el cáncer en su totalidad sin reaparición posterior”, manifestó el Dr. Escobar.

Por su parte, la Organización Mundial de la Salud insta a los países a luchar contra la epidemia del tabaquismo mediante la aplicación plena del Convenio Marco para el Control del Tabaco, reduciendo la demanda de tabaco a través de los impuestos, creando lugares sin humo y prestando apoyo a quienes quieren dejar de fumar.

El consumo de cigarro aumenta de 10 a 20 veces el riesgo de padecer cáncer pulmonar, además de estar asociado a otros 15 tipos de cáncer.